Tulio Crespi

Tulio Crespi contaba con una larga experiencia en la construcción de vehículos de competición, especialmente en la Fórmula 4, antecedente de las actuales Renault y Metropolitana. Sin embargo la idea de construir automóviles de calle de aspecto deportivo surge accidentalmente. En efecto, el 3 de Junio de 1967 Nasif Estéfano sufre un accidente con su Torino en el Autódromo de Buenos Aires destruyéndolo por completo. Los restos del auto fueron trasladados al taller de Crespi ubicado en santos Dumont 4811 en el barrio de Chacarita y allí recibió las instrucciones del piloto para reconstruirlo con un nuevo diseño que se ajustara al reglamento vigente en Turismo Carretera. Crespi comenzó su trabajo reduciendo en 40 cm. el largo total del vehículo cortando la cola, rebajó la altura con un despeje de 12 cm. y por último modificó la caída del techo que continuó hasta la cola incorporando una luneta original y formando una cupé tipo fast-back. El auto terminado recibió el nombre de Petiso y su exitosa presentación deportiva alentó a su constructor a realizar una versión de calle en series limitadas, esta vez rebautizado como Tulia.

Fabrica Crespi
Fábrica de Crespi en Balcarce, provincia de Buenos Aires. Presencia internacional de su producción en los catálogos de Francia y Japón.

Presencia internacional

El prestigio internacional alcanzado por Crespi fue puesto en evidencia al recibir la invitación para participar en la edición 63º del Salón del Automóvil de París realizado del 7 al 17 de Octubre de 1976. En un avión Hércules de la Fuerza Aérea fueron embarcados el Petiso, dos Tulietta GT cupé, una rural y un Tulia. Los autos fueron recibidos con admiración e interés por parte del público francés, a tal punto que algunos ofrecieron a Crespi la posibilidad de representarlo en Francia. Inclusive se hicieron algunos pedidos de cotización, pero la situación económica y financiera del país le impedían satisfacer la demanda de exportación.
Entre mediados de los años ´70 y mediados de los ´80 prestigiosas revistas de autos de Alemania, Francia e inclusive Japón incluían en sus catálogos internacionales información sobre los modelos producidos por Crespi.

La Planta

Ubicada sobre la ruta 226 a sólo 4 kilómetros del centro de la ciudad de Balcarce, la planta inaugurada a principio de los 80, hoy produce vehículos de fórmula para categorías nacionales e internacionales. Cuenta además con una salón donde se exhiben algunas muestras de su prolífica y exitosa trayectoria como constructor de vehículos de competición y fuera de serie.

Ver producción de Crespi en Argentina



HOME I NOTICIAS I SALONES I ENLACES I LIBRO DE VISITAS I CONTACTO I CLUBES I HITOS I MANUALES I PUBLICIDADES